Soy un apasionado de los orígenes etimológicos.

Era algo que me causaba mucha curiosidad, y me termine de enamorar tras pasar mucho tiempo con Felicia Perseguer, otra apasionada (y versada) en los orígenes etimológicos de las palabras.

De ellos se pueden extraer grandes enseñanzas y comprender a un nivel más profundo el poder y el origen de las palabras.

Ahora con extra introducción en texto, ya estas preparadx para poder escucharme (sin tacharme de loco excéntrico) la reflexión que da título al vídeo post:

“Lo que el cunnilingus me enseñó sobre el personal branding”.

RESUMEN Y REFLEXIÓN FINAL

Es importante el QUÉ SE CUENTA, no se puede negar, ahora que, es bueno darse ese baño de humildad y asumir que “ya está todo dicho”.

Lo que importa, en lo que tienes que realmente tienes que focalizarte en ese profundo y metódico conocimiento de los fundamentos de tu sector para lograr una alta comprensión y sacar tus propias reflexiones y poder encontrar el CÓMO vas a contar el QUÉ.

Ser un experto requiere miles de horas de práctica y estudio para alcanzar niveles de maestría.

Esto solo se puede lograr cuando realmente amas y te entusiasma lo que haces.

Sin pasión no puede existir disrupción creativa y comunicación diferenciadora.

Si hablas como los demás, dices lo mismo que los demás, es que eres como los demás. -

Y no estoy invitando a la diferenciación excéntrica porque si, gratuita y sin sentido.

Para nada, estoy invitando al profundo conocimiento de uno mismo, de donde están tus mayor capacidad y talento para hacer lo que haces, pero hacerlo de forma diferenciadora y que aporte algo tan valioso y deseado como LA AUTENTICIDAD.

0 0 vote
Article Rating